Quejicas.

Uno de los deportes nacionales más practicados sin duda en España en estos momentos es la queja generalizada por todo. El que trabaja se queja de ello y el que no trabaja se queja de no poder hacerlo. El que tiene un día mucho trabajo se queja del exceso y el que no lo tiene se queja de que el tiempo se hace mucho más largo sin actividad. Todavía quedan ignorantes que viendo que no hay mucho trabajo se alegran de ir más relajados sin querer ver que eso es sacarse el billete para el paro.
QuejicaHemos creado una sociedad en que la cultura de la subvención genera comodidad ya que no estamos enseñando a pescar sino estamos repartiendo el pescado y así no se mueve nadie.
Es en estos momentos posiblemente cuando las empresas deben recomponer sus equipos, sus plantillas y aquellas que han sobrevivido al terremoto económico deben buscar la forma de dar ahora un buen empujón a su actividad ante la evidencia de que dicho desastre por el momento nos da un respiro.
Las empresas necesitan ahora a los mejores y deben renovar sus equipos para afrontar la nueva época en la que estamos empezando a vivir cambios imparables, no hay cabida para mediocres, ni para quejicas ni para depresivos , conformistas o llorones.

Conformistas.

Sin valores colectivos no hay cultura capaz de sobrevivir a esta nueva época ya que dicha cultura es condición indispensable para el cambio y la adaptación. Conformista Ahora se precisa de gente capaz de soportar los impactos emocionales que suponen estos cambios sostenibles en los mercados.
Debemos crear un nuevo clima de afectividad en las empresas donde el equipo sea capaz de competir priorizando esto por encima de sus egos individuales. No es momento de llaneros solitarios, ni de cabezotas boicoteando los cambios ni de conformistas sino de gente emocionalmente equilibrada.
Debemos tener en cuenta que los cambios tecnológicos afectan y que debemos combatir ese déficit de atención, esa falta de concentración y reflexión que las nuevas generaciones tienen al poner toda la información en sus manos cada vez que la necesitan, hay quién dice que para que estudiar si todo se encontrará en algún buscador, pero esto es un gravísimo error que seguro impedirá el éxito en el mundo laboral de gente que ya no piensa, solo navega.
Al igual que no tendría sentido regalar un libro si alguien no sabe leer, poner grandes medios tecnológicos en una organización a un torpe solo puede traer desgracias.
La tecnología hace que cada vez nos relacionemos menos en el cara a cara y no es lo mismo afrontar problemas en una reunión de empresa todos juntos, que discutir a través de medios muy modernos pero estando distantes. A veces confundimos ayuda tecnológica con desaparición del trabajo en equipo y seguimos siendo monos sociales.
Un experto americano en el mundo de las empresas dice que si planificas algo mal, la tecnología solo te sirve para cometer los errores más deprisa en el mundo digital.
La estrategia, las tendencias y el marketing deben planificarse con rigor, con análisis y luego vienen las automatizaciones de procesos y la ayuda de la tecnología.
Estamos en un país que tenemos varios récords en Europa bastantes tristes ya que somos los campeones en cosas como viviendas vacías, consumo de cocaína y hachís, abandono de mascotas, paro y aunque parezca contradictorio con lo anterior absentismo laboral.
Pero también tenemos empresas líderes a nivel mundial y también tenemos pymes que son muy competitivas que sin duda son como para estar orgullosos, y estas compañías seguro que no son las típicas donde se pasan el día quejándose sino más bien tomando decisiones acertadas, definiendo una buena estrategia, unos buenos planes de marketing, planes de formación a su gente, comunicando una buena visión, misión y reforzando su cultura de empresa.

Negativos.

negativo pesimistaNo podemos dejarnos arrastrar solo por lo negativo, ya sabemos que lo tenemos complicado pero a estas alturas una pyme debe saber ya vivir con eso incluido, sabemos que los que deben dar ejemplo no lo hacen gastando cada día más y dejando cada vez más endeudada a España, sabemos que estamos dirigidos por mediocres en su mayoría salvo excepciones, sabemos que el sistema educativo es un fracaso y que en lugar de ayudarnos a que llegue la gente mejor preparada para el mundo laboral nos vienen con carencias que luego debemos corregir nosotros, pero si hemos llegado hasta hoy con condiciones adversas es que ya hemos aprendido a adaptarnos como decía Darwin y por lo tanto seremos las que sobrevivamos.
Al final lo que diferencia al fracasado del exitoso es la actitud, la voluntad que le pongamos y si hay voluntad acabaremos encontrando el camino correcto.
Uno de los presidentes americanos dijo que pagamos 2 veces más por nuestra pereza que por nuestros impuestos, 3 veces más por nuestro ego y orgullo desmesurado y 4 veces más por nuestra idiotez y la de los políticos. Por cierto si queremos pagar menos impuestos y esto sí que ayudaría a las pymes españolas es muy sencillo, se debe reducir el sector público, menos políticos, menos personal cobrando de nuestros impuestos y arreglado, el problema es que nadie metido en política quiere hacerlo y cuando ves que de nuevo se contrata gente para un sector ya súper inflado no te extraña que en Europa se dude de la buena gestión económica.
El personal que pongamos a atender a nuestros clientes es clave para funcionar bien, por eso no puedes poner de capitán de barco a alguien que nunca ha visto el mar.
Es hora de ir a por la excelencia en nuestras pymes y por eso los quejicas , conformistas y cenizos sobran ya que no es momento para esto sino para ponernos las pilas y mirar hacia delante y así conducimos el 90% de nuestro tiempo con el coche, mirando hacia delante y solo algunas veces miramos a los retrovisores.
Las quejas de algunos repercuten además en un deterioro del ambiente laboral destruyendo al equipo y desmotivando a todos y por eso este deporte nacional hay que eliminarlo. Los inflexibles que boicotean toda nueva iniciativa sobran así como los negativos que consiguen restar en lugar de sumar consumiendo el esfuerzo de los mejores que además ven como empeoran los resultados a pesar de su buena voluntad.
La suerte es un beneficio del sudor, cuanto más sudo más suerte tengo y no debemos olvidar que somos tan buenos como la gente que contratamos, por eso ahora es especialmente importante revisar la plantilla.
Nada de ir ahora con el piloto automático, lo que necesitamos es pensar cada acción que hacemos y tratar de hacerla más original, más cerca de la excelencia, para sorprender a todos nuestros clientes sobre todo en la parte de los servicios que prestamos, los productos pueden ser parecidos a los de otros competidores pero los servicios los hago a mi manera y si le pongo mí toque personal no será igual que los de otros y así ganaré imagen y me labraré una marca.
Me despido como siempre deseando éxito a los que hacen cosas por mejorar y aman la actividad con alegría y deseando mucha suerte porque la van a necesitar a los que se instalan en la queja permanente, en la conformidad y en la negatividad con cinco frases que nos hagan reflexionar sobre esto:

«Si exagerásemos nuestras alegrías como lo hacemos con nuestras penas, nuestros problemas perderían toda su importancia».

«Uno de los más serios problemas del mundo actual es que muchas personas creen que porque han estudiado no tienen que pensar».

«No es que no puedan ver la solución, lo que no pueden ver es el problema».

«La excusitis es una grave enfermedad que solo sirve para justificar nuestra pereza ante el cambio, nuestra negativa a adaptarnos a lo nuevo».

«A veces cuesta mucho más eliminar un solo defecto que adquirir cien virtudes».

Mayo 2014

About José Carrasco López

Dirección de Empresas y Marketing por la Cámara de Comercio de Alcalá de Henares, AMP - Advanced Management Program por el IE, experto en pymes, emprendedor desde hace 35 años cuando fundó Fersay, está asociado a numerosas entidades como la Cámara de Comercio, Apd, Aedipe, Esic, Club de Marketing, Aecoc y Aedhe, entre otras. Articulista en varios medios de su sector, es ponente habitual en las jornadas para pymes de La Azelera y contertulio del programa “De lunes a business” en la Cadena Ser de Alcalá de Henares. Director General de Fersay, fundada en 1979 por dos compañeros de colegio y amigos que siguen en la actualidad con su proyecto en marcha. Los valores de Fersay son la humildad, solidaridad, superación, ética y compromiso. Formación en Dirección de Empresas, Marketing y Capital Humano por la Cámara de Comercio, aunque sigue en constante formación participando en cursos y jornadas. Comprometido con el emprendimiento y las pymes, colabora con diversos medios de comunicación con sus artículos y con su asistencia a programas de radio y televisión. Ha puesto en marcha el proyecto formativo «AZELERA» para emprendedores y pymes del corredor del Henares, donde se realizan jornadas en las que se imparte formación en diversas áreas muy útiles. Asociado a entidades de prestigio como Aedipe, Apd, Cámara de Comercio, Aedhe, Aecoc, entre otras.
ga('set', 'userId', {{UA-61786709-1}});
A %d blogueros les gusta esto: